En democracia los ciudadanos recompensan con nuevos períodos en el poder a quienes ejecutan políticas públicas en beneficio de todos, con la intención de preservar los avances y las buenas prácticas gubernamentales.

Ninguna confrontación se parece más a una guerra civil, por su componente de pasión y destrucción, que un enfrentamiento descarnado a lo interno de un partido político. 

A finales de junio del pasado año el gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu, en su participación en una actividad de la Cámara Británica de Comercio, y esa misma semana en un comunicado publicado en varios medios escritos, advirtió de los riesgos que corren los ciudadanos y agentes económicos al utilizar como medio de pago las monedas virtuales como el Bitcóin, Litecoin y Ethereum, ahora que el valor del Bitcóin está subiendo aceleradamente en relación al dólar es cuando comienza la burbuja a recibir las primeras tensiones que la llevaran inevitablemente a su estallido y con ello llevarse el dinero de muchos incautos.

El derecho a circulación fue establecido en la ley No. 253-12 sobre el Fortalecimiento de la Capacidad Recaudatoria del Estado para la Sostenibilidad Fiscal y el Desarrollo Sostenible.

En tiempos de marea alta del euroescepticismo, y cuando el viejo continente descansaba en paz tras siglos de sangrientos conflictos, enemistades terribles y dos guerras mundiales, ciertas fuerzas desintegradoras vuelven a alzarse para arrojar nuevas sombras sobre conflictos viejos. El peligro no es para ser ignorado.

 

Teleférico a millón. Extensión Línea II del metro ¿Pa` cuándo? En República Dominicana no existe régimen de consecuencias, se derrochan millones de pesos porque el gobierno entrante no da seguimiento a las obras que empezó el gobierno anterior.  Hemos tenido en ese sentido, presidentes miopes, por demás muy centralistas, que dan seguimiento a las políticas públicas dependiendo el color del partido político que gobierne.  La construcción de una Nación no puede sustentarse aplicando políticas cortoplacistas. Para lograr desarrollo, más que un presidente, necesitamos un estadista. 

Página 1 de 145
Top