Economía

Abinader: RD trabajará en fondo recuperación pospandemia

Al asumir secretaría pro tempore de la XXVIII Cumbre Iberoamericana de 2022, hizo compromisos para la región

Al asumir la secretaría pro tempore de la XXVIII Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, a efectuarse en el país en 2022, el presidente Luis Abinader prometió trabajar arduamente para establecer un fondo de recuperación y reestructuración que sea la base de una gran alianza regional por el desarrollo y que facilite no solo la recuperación pospandemia, sino el tránsito hacia un nuevo orden económico justo, verde y sobre todo sostenible.

Durante el discurso de cierre de la vigésima sexta (XXVII) Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, celebrada este año en Andorra, el presidente de la República Dominicana, planteó, a la vez, la necesidad de que la comunidad internacional concierte sus mejores esfuerzos con el propósito de enfrentar exitosamente los enormes desafíos económicos y sociales generados por la pandemia de la covid-19.

El mandatario dominicano agradeció al rey de España, Felipe VI y al presidente del Gobierno Español, Pedro Sánchez, por su disposición de enviar vacunas contra la covid-19 a países de América Latina, pero aprovechó el escenario para considerar como un imperativo diseñar estrategias de gobernabilidad que avalen la estabilidad política y social de la región, que deben, a su vez, fundamentarse en políticas económicas dirigidas a lograr plenamente la Agenda 2030.

Las brechas del financiamiento

En su intervención, Abinader recordó los informes de la CEPAL, que advierten sobre el severo impacto de los graves desequilibrios fiscales y el consecuente endeudamiento, frutos de la pandemia, sobre la vulnerabilidad y las necesidades de liquidez de la región.

En ese contexto, el mandatario observó que ello provocará una profundización de las brechas del financiamiento en la región latinoamericana.

Dijo que los países desarrollados deberían motorizar acciones para incentivar y canalizar nuevos capitales, y así, mitigar los efectos negativos dejados por la pandemia.

Al hablar sobre la presidencia pro tempore para el montaje y organización de la XXVIII Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, a efectuarse en el país en 2022, resaltó la vulnerabilidad y necesidades de liquidez de la región, tal como lo señaló la Comisión Económica para América Latina (CEPAL).

“La región necesitará nuevos e ingentes recursos económicos para fortalecer las perspectivas de crecimiento, y deberían ser los países desarrollados los llamados a efectuar un mayor esfuerzo para canalizar estos capitales, que nos permitan mitigar los efectos del endeudamiento derivado de la pandemia y relanzar nuestro crecimiento”, enfatizó el jefe de Estado.

El gobernante advirtió que para alcanzar plenamente la Agenda 2030, sólo es posible, si se pueden cerrar las brechas del financiamiento con el menor costo posible para los países en desarrollo.

De lo contrario, advirtió el mandatario, “los gobiernos de la región podrían encontrar serias dificultades para realizar las inversiones en infraestructuras y garantizar las políticas sociales necesarias para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible”.

En ese orden, formuló un llamado a la comunidad iberoamericana a evitar otra década perdida en la región, tras señalar que se trata de un gran desafío, “pero estoy seguro de que juntos saldremos airosos”.

El jefe de Estado aseguró que la República Dominicana, será un aliado inquebrantable que trabajará de manera incansable para que, sobre las bases de nuestras diferencias y similitudes, caminemos “juntos por una Iberoamérica justa y sostenible”.

Hay que procurar modelo desarrollo de riquezas compartidas
Más temprano, al pronunciarse ante la XXVII Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, el presidente Luis Abinader planteó la urgencia de caminar hacia un modelo de desarrollo que procure una distribución más justa de las grandes riquezas que genera la humanidad.

Sostuvo que frente a la pandemia de la covid-19, la emergencia climática, la transformación tecnológica y la necesidad de articular un nuevo paradigma para el Estado de bienestar, se requiere reforzar la unidad y la cooperación entre los pueblos iberoamericanos.

“Este nuevo paradigma debe estar orientado hacia la protección de la democracia y los derechos humanos, sobre todo, frente a los riesgos que representan la desigualdad y las crisis, que como la actual, generan gran estrés en la gobernabilidad democrática”, expuso el presidente Abinader.

En su ponencia ante la cumbre, el gobernante dominicano llamó a la necesidad de la protección de los derechos humanos y el medio ambiente, así como la actualización de las instituciones políticas democráticas a las nuevas tecnologías.

Insistió que en estos momentos la región y el mundo enfrentan grandes retos que solo pueden ser abordados desde un multilateralismo renovado.

Las vacunas han sido acaparadas por grandes

El presidente Abinader criticó en la cumbre de Andorra que a pesar de la necesidad de una renovada visión multilateral, en el proceso de distribución de las vacunas contra la covid-19, se ha observado que los países más desarrollados han adoptado políticas de acaparamiento que niegan, de una manera lamentable e injusta, el acceso a las mismas de los países de bajos y medianos ingresos, en contradicción con toda noción de solidaridad humana. “Que quede bien claro. No estamos abogando por ayuda humanitaria o por fondos de beneficencia. Lo que estamos planteando es una alianza para el desarrollo que nos permita transitar como región a un nuevo modelo productivo y redistributivo”, advirtió. Entiende que la universalidad de la enfermedad y de la crisis, han fortalecido la interconexión en el mundo. Manifestó que el sentimiento de vulnerabilidad destapado por el virus, hace más evidente la responsabilidad con el planeta.

Fuente. El Caribe

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba