Actualidad

Celso Juan Marranzini: “El problema mayor ahora es el alto costo de las materias primas”

Repaso a la actualidad económica e industrial con los dirigentes de la AIRD

SD. 30,000 puestos de trabajo más que los que había antes de la pandemia es un buen punto de partida para hablar del sector industrial. La excusa son los 60 años de la AIRD, la Asociación de Industrias de la República Dominicana y la preocupación principal y subyacente en la conversación, el presente y el futuro cercano de la economía dominicana. Celso Juan Marranzini y Circe Almánzar, presidente y vocepresidente de la asociación se prestan al diálogo.

—En la crisis económica generada por la pandemia la AIRD ha sido una voz  optimista.

CJM. La naturaleza de un industrial es optimista, resiliente e innovador, porque son proyectos e inversiones a largo plazo que empiezan pero no se saben cuándo terminan y que no se pueden detener. Una inversión industrial siempre tiene que trabajar y eso hace que el industrial sea optimista y resiliente y siga siempre fajado en su proyecto. Se trata de ver siempre las oportunidades y los retos, cómo superarlos y cómo luchar para adaptarnos constantemente.

—¿Cuál ha sido la clave del éxito económico del desarrollo industrial dominicano?  

CA. Lo primero es tenemos que sentirnos orgulloso de la calidad del industrial dominicano, del compromiso. Han generado riqueza y han mantenido esa riqueza aquí. Nosotros apostamos a nuestro país, nos diversificamos. El industrial trata de innovar con sacrificio porque no es fácil, ha habido crisis que han llevado a muchas empresas al quiebre. También la apertura del mercado ha generado ganadores y perdedores y eso hace que haya que hacer alianzas y estrategias productivas para que puedan competir con los mercados internacionales. Y tenemos una relación armoniosa con los gobiernos, de trabajo. Eso no quiere decir que no haya diferencias de criterio, de eso se trata la democracia. En este país comparado con otros, tenemos una armonía envidiable.

—Anunciaron una inversión de casi ochenta mil millones de pesos en 2022. ¿Qué se ha invertido ya y en qué sector? 

CJM. A finales de abril ya habíamos superado el 50% de la ejecución de la inversión, que está dispersa por la geografía y en diversos sectores: alimentos, materiales de empaques, de vidrios. Es una muestra del clima favorable que existe en el país a pesar de la pandemia y del ataque de Rusia hacia Ucrania. Hay clima favorable para invertir y lo refleja el imán industrial, los reportes del Banco Central, los del FMI… Hemos demostrado ser una economía resiliente y el sector industrial ha probado ser clave porque garantizó el suministro, porque ha generado empleos y porque estamos invirtiendo montos sin precedentes.

—En principio se oponían a la tasa cero a 67 productos pero luego parecería  que les convencieron…

CJM. Ante el proyecto de ley que buscaba desgravar 67 partidas arancelarias, la industria reiteraba que había producción suficiente. De hecho, ya las industrias de productos en canasta básica han garantizado suministro hasta más allá de diciembre . El proyecto de ley no tenía ningún tipo de control y creaba incertidumbre; nosotros apelábamos a un diálogo. Ese dialogo ocurrió, el proyecto de ley se modificó, se pusieron controles y se va a tratar en la Comisión de importaciones agrícolas. En una reunión que hubo esta semana en el Palacio con productores se vió que no hay necesidades de realizar importaciones porque hay un buen suministro. Si hubiese escasez nos suplimos de fuera. Fue un momento que generó incertidumbre y se apeló al dialogo y se buscó “un bajadero”.

—A corto plazo, ¿no es necesario activar ese recurso? 

En los productos agroindustriales e industriales no, pero se sabe que desde hace tiempo después de la fiebre porcina hubo una escasez y se ha conversado con ese sector.

Hacia mayores alianzas en la región

—Una de las iniciativas del gobierno de Abinader es la ADD, la alianza con los gobiernos de Costa Rica y Panamá. Pero tiene una parte muy importante empresarial. ¿Cuál es su opinión? CJM. Es una estrategia diplomática que puede rendir muy buenos resultados porque fortalece los lazos con los Estados Unidos no solo de comercio sino democráticos y con países afines. Trata de fortalecer aún más esas relaciones de friendshoring. Y definitivamente Panamá, Costa Rica y República Dominicana comparten estabilidad política, un sistema democrático, una economía abierta y unos lazos estrechos con Estados Unidos. Dicen que las 3 economías juntas son el tercer socio comercial de los Estados Unidos. Tengo entendido que en la Cumbre de las Américas habrá más conversaciones y hay mensajes optimistas y expectativas positivas. —¿Qué peso da a la estabilidad política en el d esarrollo económico del país? CJM. En estos 60 años de la AIRD, uno de los factores clave ha sido esa estabilidad política. Sobre todo cuando nos comparamos con otros países, podemos decir que tenemos pilares fuertes y la estabilidad política es uno de ellos. Eso es clave para el desarrollo industrial y para pasar de un país de renta media, pues con el crecimiento económico sostenido que hemos logrado ese crecimiento. Para romper esa barrera de la renta media y llegar a una más alta la estabilidad política es fundamental. Es la vía para atraer mayores inversiones con mayor valor agregado.

 

FUENTE DIARIO LIBRE

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba
¿Quieres recibir avisos de nuevas noticias?    OK No Gracias