Política

Consulta y voto

Amedida que avanza el tiempo y se agotan los días para la consulta del PLD, se ven señales que siembran sospechas en algunos aspirantes. Por ejemplo, como institución, el partido morado no brilló en ayudas para los afectados de Fiona. Ese espacio lo cubrió Margarita Cedeño.

El hecho puso a volar la imaginación de los contrincantes internos. Dicen que se trató de una jugada parecida a la de la pandemia, en la que el Estado lucía ausente para que brillaran las acciones humanitarias de Gonzalo Castillo, excandidato presidencial del PLD.

Fue algo así como recoger al PLD para que protagonice Margarita. El hecho puso a muchos a pensar, que aunque no lo digan, es la preferida del grupo interno más poderoso.

Aunque no lo dicen, los seguidores de Abel Martínez, están chivos con el voto electrónico que se usará para elegir al aspirante. De hecho, Domingo Contreras, uno de los cuadros de Martínez en la capital, dijo que han sido cautos, que han tomado medidas “por algunos personajes que están ahí”.

Margarita logró apoyos claves porque conocen de tema electoral y tecnológico, Danilo Díaz, de la secretaría electoral del PLD y Armando García, titular de tecnología.

Según Contreras, ahora será obligatorio imprimir un volante contentivo del voto. El punto está en que los aspirantes no tendrán delegados en las mesas, que son 2 mil 500. Según Alejandrina Germán, serán seis y escogidos por consenso entre los aspirantes. Germán también ha dicho que primero se contará el voto del volante y que cuando se compare el resultado con el acta electrónica, se dará a conocer el resultado, no antes.

Abel Martínez y uno de sus principales activistas, Rafael Hidalgo, se ocupan constantemente de dar a conocer la poderosa estructura con que cuentan para movilizar el voto. De su lado, Cedeño ha comentado que cuentan con una plataforma donde han registrado a sus simpatizantes para garantizar el voto y ganar con un 80%. Martínez también dice que ganará 80/20.

Una de las virtudes o defectos, dependiendo del cristal con que se mire, que tiene el voto electrónico es que permite fraudes de gran calado. Por ejemplo, una cédula escaneada puede votar, aunque esa persona no asista al centro.

Fuente: EL Caribe

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba
¿Quieres recibir avisos de nuevas noticias? OK No Gracias