Nacionales

Dos militares heridos por choque”intencional” en entrada al Palacio Nacional

Santo Domingo. – Un hombre se estrelló la noche del domingo contra las puertas metálicas de entrada al Palacio Nacional, ubicadas en la avenida México, resultando heridos dos militares que custodiaban dicho acceso; lo que la Presidencia de la República ha calificado como “un acto intencional”.

El incidente ocurrido a las 11:50 de la noche, fue confirmado mediante un comunicado por el vocero de la Presidencia, Homero Figueroa, en el que se aseguró que, para ese momento el presidente Luis Abinader se encontraba en su casa después de participar en varios eventos en el interior del país.

El autor del choque fue identificado como John Raymond Durán Villar, quien tras derribar la primera puerta perimetral, continuó su marcha acelerada hasta impactar y derribar la segunda puerta metálica que permite la entrada a la casa de Gobierno.

Los heridos fueron el sargento Westel Jiménez Hernández y el raso Erick Castillo Tejada, pertenecientes al Ejército de la República Dominicana (ERD), quienes estaban en servicio en dicha puerta. “Tanto el conductor del vehículo como los mencionados miembros del ejército se encuentran en estado delicado en el hospital militar”, asegura el comunicado.

Figueroa señaló que el individuo en cuestión tenía intenciones premeditadas, evidenciadas por su trayectoria de giros a alta velocidad hasta llegar al estacionamiento interior del edificio y que el vehículo detuvo su marcha al colisionar con una jeepeta marca Toyota 4Runner, de color negro, estacionada en el área.

El también director de Estrategia y Comunicación Gubernamental explicó que, para llevar a cabo este acto, Durán Villar utilizó una camioneta marca Chevrolet, modelo Colorado, color gris, con placa L477542, registrada a su nombre y agregó que se observaron daños en varias partes del vehículo, indicando que había impactado otros vehículos durante su trayecto intencional hacia el Palacio.

Indicó que después de ser neutralizado, el conductor fue trasladado a la emergencia del Hospital Central de las Fuerzas Armadas, donde se encuentra actualmente recibiendo atención médica.

Apuntó que en el interrogatorio preliminar el responsable de este hecho expresó que cometió la acción “impulsado por instrucción divina”, lo que refleja un evidente estado de inestabilidad emocional.

La referida acción continua en proceso de investigación y se esperan los resultados toxicológicos para determinar si el ciudadano involucrado en este hecho estaba bajo los efectos del alcohol u otras sustancias.

Fuente: El Nacional

Deja tu comentario

Otros Artículos

Botón volver arriba