Nacionales

Era perseguido por la justicia hombre ultimado por un policía que se hizo pasar por cura

José Antonio Reyes recibió un disparo cuando mantenía como rehenes a una mujer y una niña en Cotuí

La Policía Nacional informó este viernes que José Antonio Reyes Uyola (El Gordo), a quien un agente de la Policía Nacional que se hizo pasar por sacerdote mató de un disparo este viernes, era perseguido por la justicia.

El hecho ocurrió en Cotuí, en la vivienda donde El Gordo había ingresado y mantenía como rehenes a una mujer y una niña.

El organismo indicó que el hombre era buscado para ser interrogado con relación a la muerte de Eriberto Santana Evangelista (Cacón), cuyo cuerpo fue encontrado enterrado el pasado domingo en un solar del sector Las Colinas de esta demarcación.

Edward Fernandez/DL

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba