Editoriales Invitados

Extranjeros integrados

EL DÍA inicia hoy una serie de trabajos en los que se les pone rostro a esos cientos de miles de extranjeros que han convertido a República Dominicana en su segunda patria y que además contribuyen con su trabajo e inversiones al desarrollo del país.

Son extranjeros que se han integrado a plenitud a la sociedad dominicana, muchos de ellos crearon familia y muestra un extraordinario amor por la patria de Duarte, Sánchez y Mella.

En las conversaciones sostenidas con nuestros periodistas, algunos de ellos hacen un gran esfuerzo por tratar de transmitir a los dominicanos las tantas bondades que ellos vieron y siguen viendo en el país, como una forma de decir, sin parecer que se entrometen, que valoremos y cuidemos lo que tenemos.

Resulta reconfortante leer las experiencias de estos nacidos en otros lugares, pero que han asumido como suyas la tierra quisqueyana.

Presentamos el rostro de la inmigración que se ha integrado y que se ha desarrollado en el mundo empresarial, académico, activismo social, el laboral. Hay otros rostros, que suelen ser los que más abordamos periodísticamente, y esos son también parte de la realidad dominicana.

Éstas son historias de gente de trabajo que ha logrado superar las dificultades naturales que confronta quien abandona su lar nativo, o de gente que ha puesto sus conocimientos al servicio de los demás.

EL DÍA acoge y se contagia del entusiasmo que muestran estos extranjeros integrados, que ya son parte de la República Dominicana, y que son embajadores no oficiales de las buenas relaciones entre el país de donde partieron un día y de este que los acogió.

Los llamamos extranjeros solo como forma de expresar que nacieron en un país distinto.

Comentarios para este artículo

Mostrar más

Otros Artículos