Curiosidades

Igualdad se gastó 2,8 millones en la campaña para fomentar la masturbación a los 60 años

El Ministerio que dirige Irene Montero otorgó 336.000 euros del erario a la agencia de marketing que realizó el vídeo explícito que salió con motivo del 8-M

Con motivo del Día Internacional de la Mujer, el pasado 8 de marzo, el Ministerio de Igualdad lanzó una polémica campaña. Ahora que nos veis, hablemos trató de visibilizar con imágenes explícitas cuestiones de las que, en opinión del gabinete de Irene Montero, «no se habla en España», como la masturbación de las sexagenarias o el sexo con mujeres obesas o que tienen la regla. Según ha podido saber THE OBJECTIVE, costó un total de 2.836.000 euros.

Este importe se divide en 2.500.000 euros destinados a la publicidad en los medios de comunicación que replicaron la campaña, y 336.000 al «contrato de creatividad» que fue adjudicado la agencia de marketing Ogilvy, con sede en Madrid. Así lo ha admitido la secretaria de Estado de Igualdad, Ángela Rodríguez Pam, tras una solicitud de información formalizada por este medio a través del Portal de Transparencia.

De los dos millones y medio destinados a la difusión de la campaña en los diferentes medios, estos se distribuyen del siguiente modo: televisión (24%), medios digitales (23%), medios gráficos (15%) y exteriores (23%). Así es que tanto las ilustraciones como el spot estuvieron omnipresentes durante las primeras jornadas de marzo.

El spot fue muy polémico por su contenido explícito. De hecho, Youtube lanza una advertencia a los usuarios antes del visionado: «Este vídeo puede ser inadecuado para algunos usuarios».

Este comienza con una pareja (un chico delgado y una chica voluminosa) en los instantes previos al coito para reivindicar el silencio en torno a los complejos que una mujer siente sobre su cuerpo al tener que desnudarse para mantener relaciones sexuales: «En España de esto no se habla ni de que apagamos la luz para hacerlo».

Continúa con la imagen de una señora disfrutando de un momento de intimidad sexual en el que se reclama que «tampoco se habla de tocarse a los 60 o de hacerlo con la regla», para pasar a mostrar imágenes de una joven limpiando su copa menstrual en el lavabo antes de iniciar relaciones con su pareja.

«No se habla de diversidad, de quiénes somos, de qué nos gusta», continúa la campaña, que pasa a hablar de «Ana». Una chica en silla de ruedas que sufriría porque «no se habla de su placer», mientras la muestran disfrutando de las caricias y besos de un joven. «Y ahora que ya nos veis, hablemos», finaliza la campaña del Gobierno.

Todo ello, en aras de «fomentar el diálogo y la conversación en torno a la sexualidad, así como la eliminación de tabúes y la apuesta por la educación sexual como forma de alcanzar una sociedad más igualitaria».

Tal y como expresó la ministra de Igualdad, Irene Montero, «va a tocar hablar del placer de las mujeres y del deseo sexual de las mujeres de 60, 70 y de 80 años. Y va a tocar hablar de tener relaciones sexuales con la regla y de cómo sentimos las mujeres placer y con qué prácticas sexuales no lo sentimos». Lo que no expresó es que esta campaña habría costado casi tres millones de euros del erario público.

Fuente: THE OBJECTIVE

Deja tu comentario

Otros Artículos

Botón volver arriba