Investigaciones y Publicaciones.

Infraestructuras inteligentes contra terremotos

Investigadores del Instituto Tecnológico de Santo Domingo (INTEC) trabajan en el desarrollo de métodos para evaluar la vulnerabilidad estructural de infraestructuras inteligentes ante eventos extremos como huracanes y terremotos

Los avances tecnológicos han permeado prácticamente todas las facetas de la vida cotidiana de la sociedad. Desde aplicaciones en celulares, refrigeradores o automóviles, están equipados con sensores y programas que procesan información en tiempo real y ayudan a tomar decisiones como la ruta óptima que se debe tomar para trasladarse.

¿Y si se aplicara el mismo concepto a infraestructuras civiles? ¿Y si las infraestructuras civiles estuvieran equipadas con sensores que permitan detectar si una estructura sufrió daños durante un terremoto, de la misma manera que un sensor indica en el tablero de un automóvil cuando se debe revisar el motor?

Las infraestructuras inteligentes son infraestructuras civiles equipadas con sensores que adquieren información de una estructura, antes, durante y/o después de eventos extremos como terremotos y huracanes, y la utilizan para realizar un diagnóstico del estado de integridad y la seguridad de la estructura.

Estos sensores miden el comportamiento de la estructura y procesan la información usando algoritmos computacionales que emiten una alerta cuando la estructura ha sufrido algún tipo de daño o necesita una inspección, de la misma manera en que un automóvil emite una alerta cuando la presión de un neumático o la batería se encuentra fuera de un rango normal de operación que podría poner en riesgo la seguridad del usuario.

Actualmente investigadores del Instituto Tecnológico de Santo Domingo (INTEC) trabajan en el desarrollo e implementación de métodos para evaluar la vulnerabilidad estructural de infraestructuras inteligentes, utilizando sensores de punta que obtienen señales digitales del movimiento que experimentan dichas estructuras durante eventos extremos.

foto 1

Los sensores consisten de acelerómetros triaxiales que miden aceleraciones en distintos puntos de la estructura y las transmiten de manera inalámbrica a una central. Las mediciones son procesadas y usadas como entrada a algoritmos probabilísticos computacionales para calcular métricas que se correlacionan al estado de integridad de la estructura, detectando si la misma sufrió daños importantes y la posible extensión de los mismos.

Con el fin de validar de manera experimental se realizó una investigación, liderada por el doctor Kalil Erazo, especialista en el área, y financiadapor el Fondo Nacional de Innovación y Desarrollo Científico y Tecnológico (FONDOCYT), del Ministerio de Educación Superior, Ciencia y Tecnología (MESCyT) y el INTEC, la cual incluyó la instrumentación de un puente en Moca, provincia Espaillat. El puente comunica varias comunidades y se encuentra a poca distancia de la falla Septentrional, razón por la cual se encuentra en una zona de alto peligro sísmico.

El puente fue instrumentado de manera temporal con un sistema de monitoreo estructural, compuesto por varios sensores de movimiento que adquirieron señales de ensayos in situ, y actualmente se trabaja en su evaluación de integridad.

foto 8

El INTEC oferta la maestría en Ciencias de la Ingeniería Estructural y Sismo-Resistente, que la convierte en pionera, en el República Dominicana, en la formación de especialistas que respondan eficazmente a las necesidades reales que existen en esta área, con un amplio dominio de los conceptos fundamentales y modernos del análisis y el diseño estructural.

Comentarios para este artículo

Mostrar más

Otros Artículos