Salud

Inmunidad a Covid-19 podría durar hasta ocho meses después de la infección, según estudio

A un año de la aparición de la nueva cepa de Coronavirus COVID-19, la ciencia continúa investigando la forma en la actúa la enfermedad que ha mantenido al mundo entero en confinamiento y que ha causado más de 80 millones de infectados y 1.8 millones de muertos en el mundo.

Una de las preguntas que más interesa a los científicos es, ¿cuánto dura la memoria inmune de aquellas personas que se infectaron?

De acuerdo con la revista Science, los hallazgos sugieren que las respuestas del nuevo Coronavirus de todos los actores principales al sistema inmunológico adaptativo, que aprende a combatir patógenos específicos, pueden durar al menos ocho meses después de la aparición de los síntomas de infección inicial.

“Comprender la memoria inmune al SARS-CoV-2 es fundamental para mejorar los diagnósticos y las vacunas, y para evaluar el probable curso futuro de la pandemia de Covid-19. Aquí analizamos múltiples compartimentos de la memoria inmune circulante para el SARS-CoV-2 en 254 muestras de 188 casos de Covid-19, incluidas 43 muestras 6 meses después de la infección”, afirmaron los científicos firmantes del estudio publicado en Science.

Los investigadores estudiaron la respuesta de anticuerpos y células inmunes en más de 180 hombres y mujeres que se recuperaron de la enfermedad. Según los hallazgos, la memoria inmunitaria de estos pacientes estuvo presente hasta ocho meses después de que aparecieron los síntomas.

Cabe mencionar que la investigación publicada por la Asociación Estadounidense para el Avance de la Ciencia (AAAS, por sus siglas en inglés), no se refiere a la inmunidad propiamente; sin embargo, representa un avance en ese sentido.

Los resultados indican “que la inmunidad duradera contra la enfermedad secundaria Covid-19 es una posibilidad en la mayoría de las personas”, afirman los autores.

Lo que podría significar que los sobrevivientes tienen inmunidad durante meses, quizás años después de la infección.

“Por supuesto, la respuesta inmune disminuye con el tiempo hasta cierto punto, pero es normal. Eso es lo que hacen las respuestas inmunes. Tienen una primera fase de aumento, y después de esa expansión fantástica, finalmente la respuesta inmune se contrae un poco y llega a un estado estable “, dice uno de los investigadores.

El Estudio

Los seres humanos producen anticuerpos específicos contra el SARS-CoV-2, células T CD4 y células T CD8 en respuesta a la infección por SARS-CoV-2. Los estudios de pacientes con Covid-19 agudos y convalecientes han observado que las respuestas de las células T están asociadas con una reducción de la enfermedad, lo que sugiere que las células T CD4 y CD8 específicas del SARS-CoV-2 pueden ser importantes para el control y la resolución de la infección primaria”, aseguran los investigadores.

“Esto implica que hay una buena probabilidad de que las personas tengan inmunidad protectora, al menos contra enfermedades graves, durante ese período de tiempo, y probablemente mucho más allá”, dice Crotty.
Fuente: MSN

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba