Judiciales

Jean Alain pide quitarle grillete porque padece artritis reumatoide; juez se retira a ponderar

Una de las razones por las que el exprocurador Jean Alain Rodríguez busca la variación de la medida de coerción consistente en arresto domiciliario es por las molestias que alegadamente «le provoca el grillete electrónico en su tobillo».

En la audiencia de revisión de medida cautelar llevada a cabo este martes en el Tercer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional, sus abogados defensores presentaron certificados médicos y dijeron que el exfuncionario padece artritis reumatoide, una enfermedad inflamatoria crónica que afecta a muchas articulaciones, incluidas las de las manos y los pies.

«Donde está la inflamación está el grillete… no me diagnostiqué, lo dicen cuatro certificados médicos que hemos presentado aquí y no han sido refutados», expresó Rodríguez en su tiempo de ponencia ante el juez Amauris Martínez.

Rodríguez lleva tres meses con la prisión domiciliaria y usando grilletes luego de haber agotado más de 18 meses de prisión preventiva.

En esta ocasión asegura tener los arraigos suficientes para no darse a la fuga, incluso le dijo al magistrado Martínez: «usted no será el juez que facilite la fuga de Jean Alain».

La barra defensa del exprocurador solicitó una medida aún menos gravosa: «que sólo le den el impedimento de salida y la garantía económica».

Sin embargo, el Ministerio Público, representado por el procurador adjunto Wilson Camacho, ratificó su rechazo a la variación y solicitó que se le mantenga el grillete. Reiteró en el tribunal que, supuestamente, Jean Alain sigue intimando testigos.

Tras escuchar los alegatos y ratificaciones del Ministerio Público, los abogados del Estado y los de Jean Alain, el juez Martínez se retiró de la sala de audiencias para ponderar y emitir su fallo.

Acusación

El exprocurador general Jean Alain Rodríguez Sánchez está acusado de dirigir un supuesto entramado de corrupción administrativa cuando estuvo al frente del Ministerio Público en el período del 2016 al 2020.

El Ministerio Público llama a este caso Medusa y en el expediente, además de Rodríguez, acusa Alfredo Alexander Solano, exsubdirector administrativo del Ministerio Público; Javier Alejandro Forteza Ibarra, exdirector de Tecnología de la Información y la Comunicación del Ministerio Público, y a Jonathan Joel Rodríguez Imbert, exdirector administrativo.

Igualmente, Jenny Marte Peña, exencargada de Proyectos; la exsubdirectora administrativa, Altagracia Guillén Calzado, así como de Rafael Antonio Mercedes Marte, exdirector de Contabilidad, y el exasesor Miguel José Moya.

Los acusados de la Operación Medusa enfrentan cargos criminales por coalición de funcionarios, prevaricación, asociación de malhechores y estafa contra el Estado. También, sobornos, crímenes y delitos de alta tecnología y lavado de activos.

En este caso, el Ministerio Público presentó una acusación mediante un voluminoso expediente de 12,274 páginas, acompañado de más de 3,500 pruebas, incluyendo más de 400 testigos. La acusación fue presentada contra 41 personas físicas y 22 empresas.

Fuente: DL

Deja tu comentario

Otros Artículos

Botón volver arriba