Actualidad

Las escuelas de choferes se mantienen a pesar de que dicen no ser lucrativas

La mayoría de las 51 que hay registradas, operan en el ensanche La Fe

A pesar de que las escuelas de choferes ya no son todo lo lucrativas que fueron en épocas pasadas, constituyen un negocio que se mantiene en el tiempo brindando un servicio que ya muchos de sus potenciales usuarios buscan por su cuenta.

Las áreas de parqueos del Coliseo de Boxeo Carlos Teo Cruz y el Estadio Quisqueya son la principal zona de prácticas para los usuarios de las más de 30 escuelas que operan en la zona, de un total de 51 que existen en el país.

La mayoría de los centros de enseñanza funcionan en oficinas improvisadas establecidas en plena vías públicas donde colocan letreros y sillas en las aceras. Se ubican en las calles Tiradentes y San Cristóbal, para recibir a sus clientes.

Juan Ovalles, propietario de la Escuela Ovalles, dijo que tiene 25 años enseñando a conducir y que al igual a sus compañeros llega a la zona del Estadio Quisqueya a las 7:00 de la mañana y se marcha pasadas las 6 :00 de la tarde.

Explica que durante el torneo de béisbol invernal, suele irse más temprano para despejarle los estacionamientos al estadio.

Oferta

Las escuelas de choferes ofertan enseñar a manejar en un mes y medio, tiempo en que realizan al menos tres prácticas por semana, con una duración de media hora cada una e incluyen instrucciones para reversa y aparcarse correctamente.

Antes de iniciar las clases, los estudiantes son orientados sobre las distintas señales de tránsito, con el fin de que puedan optar por un carnet de aprendizaje que otorga el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones. Dicho documento los faculta a circular por las calles acompañado de un instructor.

Las prácticas incluyen conducir tanto por calles pasivas como por avenidas de mucho tránsito, en las que se evalúa las habilidades del aspirante a conductor. Se realizan en vehículos mayormente de transmisión automática y equipados con un freno especias que puede ser accionado por el instructor en caso de ser necesario.

Tarifas y planes

Las tarifas de las escuelas de choferes varían entre RD$10,000 y RD$5,000 dependiendo del plan que adquiera el usuario, que va desde todo incluido hasta solo enseñar a conducir.

El plan todo incluido contempla que la escuela de choferes compre todos los impuestos que se requieren en el proceso hasta que el estudiante obtenga su licencia de conducir y un acompañamiento personalizado en los tramites que se requieran.

En tanto que los planes generales solo incluyen el material gastable y las prácticas formativas de los estudiantes, quedando bajo la responsabilidad del usuario las gestiones de los documentos legales para poder obtener su licencia de conducir.

Fuente: Diario Libre // Por: Ramón Rodríguez

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba