Política

Legisladores del PLD “inconformes” con la variación del toque de queda

Señalaron que las autoridades están “palos a ciegas”

En incontables ocasiones desde el Congreso Nacional los legisladores han prestado su voz para que el Gobierno realice una serie de modificaciones al toque de queda impuesto para frenar el avance del COVID-19 en el territorio nacional.

Desde el libre tránsito, hasta rebajar las horas del toque, han sido algunas de las sugerencias realizadas por los diputados y senadores de distintos partidos dentro del Congreso.

En ese sentido, se manifestó el vocero de la bancada del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), Gustavo Sánchez, quien señaló que el país “se siente sin salida debido a que las autoridades de Gobierno han implementado más de lo mismo”.

El legislador dijo que se debería hacer un estudio por provincia de cómo ha sido la reproducción del COVID-19 en cada demarcación y el comportamiento de las personas.

“Si no se hacen estudios que determinen exactamente por dónde anda la expansión del coronavirus, siempre se van a referir a lo mismo, al famoso toque de queda”, dijo.

Sánchez indicó que las modificaciones son “palos a ciegas” independientemente de que las mismas hayan contado con la colaboración de todos los partidos, incluido el PLD, pero señaló que todos los cambios se deben a “la inexperiencia de Gobierno”.

Al igual que el vocero de su partido en la Cámara Baja, la legisladora María Fernández Cruz, señaló que las políticas de salud que se han tomado no han sido las mejores debido a que se piensa que el “COVID-19 solo se pega de noche”.

“Vamos para un año con COVID-19 en el país, haciendo lo mismo, cuando usted siempre hace lo mismo esos serán los resultados que usted obtendrá. No se ha hecho un cambio”, aseguró la diputada.

Declaró que el libre tránsito es una medida positiva porque le da oportunidad a la gente de llegar a sus hogares.

Denunció que en su provincia Monseñor Nouel no hay unidades de coronavirus disponibles, por lo que los pacientes han tenido que ser llevados a los hospitales de Baní, Mao y San Francisco de Macorís debido a que en La Vega tampoco pueden recibir más pacientes afectados por el virus.

La última modificación al toque de queda realizada por el Poder Ejecutivo a esta medida entrará en vigencia este próximo miércoles y con la misma los bares, gimnasios y restaurantes podrán abrir con una capacidad de hasta el 60 % de personas.

A través del decreto 37-21, el Poder Ejecutivo estableció que el toque de queda comenzará desde las 7:00 de la noche hasta las 5:00 de la mañana, de lunes a viernes.

En tanto que los sábados y domingos será desde las 5:00 de la tarde hasta las 5:00 de la mañana del día siguiente.

Los ciudadanos contarán con la libre circulación de tres horas adicionales tanto los días de semana como los fines de semana.

FUENTE: DL

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba