Entretenimiento

Mecenazgo: diez años del Centro Cultural Mirador

La familia Guerra De León quiso aportar culturalmente a las comunidades de Honduras, Ensanche La Paz, Matahambre, como parte de su responsabilidad social.

Doña Purísima de León y su esposo Juan Guerra festejan por estos tiempos el primer decenio de existencia de una obra que les ha dado muchas satisfacciones: el Centro Cultural Mirador.

Al principio, claro que existieron incomprensiones. Como las instituciones culturales hechas por familias no son tantas en el país: Casa de Teatro, Centro Cultural Baní, Centro León, y algunas más. Enseguida los burócratas encienden el bombillito y tratan de poner trabas. Pero muy pronto conocieron la esencia del centro y después todo fluyó.

Donde está la entrada por el Mirador, cerca del restaurante El Mesón La Cava, existían unas pequeñas cavidades, donde los delincuentes metían cosas que robaban, y habitaban algunos que otros.
El panorama cambió con el centro y no solo ayudó a sanear la zona, sino que irradió un contenido social diferente.

Decenas de exposiciones de artes visuales se han realizado, conferencias, lecturas, recitales, conciertos musicales, encuentros y talleres, además de campamentos de verano con los niños y adultos de la comunidad donde no solo pasan tiempo libre aprendiendo algo nuevo, sino admirando el arte, educando el gusto.

La familia

“La idea de promover el arte siempre estaba en el corazón de mi querida esposa”, dice Juan Guerra de Doña Pura. “Nuestra responsabilidad social corporativa nos animó a invertir en un área tan noble como es la promoción del arte, sobre todo en el área en que el centro está enclavado”. Es doña Pura quien explica que el centro lleva 10 años, pero ella lleva 40 años como galerista. La empresa familiar se dedica a la importación de reactivos químicos para los análisis de laboratorios.

Según Juan se sienten realizados porque todos los miembros de la familia (son 6 hijos) juegan un rol en el centro, todos están involucrados: una se encarga de las relaciones públicas, otro de la iluminación, otro graba con las cámaras, otro sigue cada paso que da el centro, Juan Guerra de León.

Mario Emilio Saviñón de León, el hijo mayor, fue el que llevó a cabo el Mecenas Café, y además diseñó y editó la primera recopilación de las memorias del centro, en el primer quinquenio, justo antes de perder la vida en un accidente.

Democratizando la cultura

Para Juan Guerra la Ley de Mecenazgo se ha trabado más que la extinción de dominio. Pura apunta: “Nosotros no estamos pendientes a eso, porque en este sector somos como un pequeño Ministerio de Cultura, donde los niños tienen la posibilidad de recibir clases de pintura, de ir al Teatro nacional o al Congreso, a los museos. Todos los veranos tenemos autobuses para llevar los niños a esos lugares” afirma.

“También democratizamos la cultura, porque traemos a la comunidad el Coro Nacional, cantantes líricos, se hacen tertulias, traemos bandas musicales, y se desarrolla la creatividad y la sensibilidad hacia las artes; esas emociones que cambian el nivel conceptual del niño, que ve otra cosa que no es la música del colmado, no es la música de reggaetón o dembow. Niños nuestros han recibido reconocimientos en concursos de la Comunidad Europea”, apunta.

“Además de la escuela de arte gratis para los niños, los sábados, tenemos martes y jueves para adultos mayores. Algunos se han formado y ya viven de lo que crean”, le recuerda el esposo.

Obras de la colección de Abil Peralta Agüero

Abil Peralta Agüero, crítico de arte, quien ha sido director de la Oficina Cultural del Congreso, es el curador oficial del Centro Cultural Mirador. Suya fue la idea de convertir lo que iba a ser una simple galería de arte, en un centro cultural, con un programa vinculado también a la comunidad. Su impronta en la institución cultural ha querido ser festejada por la Fundación Centro Cultural Mirador Santo Domingo, Inc. con una exposición que incluye numerosas obras de artistas visuales como Cándido Bidó, Alberto Ulloa, Ivan Tovar, Guillo Pérez, Elsa Núñez, Iris Pérez, Justo Susana, entre otros.

Fuente: El Caribe

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba
¿Quieres recibir avisos de nuevas noticias?    OK No Gracias