Diáspora

Policía de migración en Nueva York apresa a dominicanos ilegales durante redada

El Servicio de Control de Inmigración y Aduanas de Estados Unidos (ICE, por sus siglas en inglés), informó la tarde de este martes, el cierre de una actividad de control de inmigración, que resultó en el arresto de 54 personas indocumentadas en toda el área metropolitana de la ciudad de Nueva York y los condados vecinos de Nassau, Suffolk, Dutchess, Ulster y Westchester.

Según informan, la política de ciudad santuario de Nueva York conduce a una mayor actividad de ICE, donde se realizaron docenas de arrestos en toda el área metropolitana.

Las personas detenidas en la Gran Manzana eran ciudadanos y nacionales de países como China, República Dominicana, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Granada, Guyana, Honduras, Irlanda, Jamaica, México, Moldavia, Mozambique, Pakistán, Panamá, Perú y Santa Lucía, entre otros.

Las acusaciones presentadas contra los detenidos incluyen cargos por agresión sexual y lasciva contra dos niños, violación y posesión criminal de un arma de fuego cargada, posesión criminal de propiedad robada, conducir en estado de ebriedad, robo, hurto mayor y otros.

Dentro de los dominicanos detenidos está Riquelme Villar Villalona, con acusaciones de primer y tercer grado por posesión de arma de fuego, acoso, violencia física y amenaza.

Otro, Goldny Arturo Mills Méndez, por violación y asalto con la intención de causar daño físico. Otros apresados también fueron acusados por robo, asalto y posesión de arma de fuego.

La información fue suministrada por la oficina de ICE mediante un tuit en el que afirman que “la política de ciudad santuario de Nueva York conduce a una mayor actividad de ICE”.

La actividad de control de inmigración a nivel nacional, de una semana de duración, que concluyó el 9 de octubre, se centró en apuntar y arrestar a personas en ciudades santuario.

“ICE continúa protegiendo a las comunidades sacando a los delincuentes extranjeros de las calles independientemente de las políticas de cooperación de cualquier localidad, lo cual es parte de nuestra misión encomendada por el Congreso”, dijo el alto funcionario de ICE en cumplimiento de las funciones del director Tony H. Pham.

“Ciudades santuario” es un término que se utiliza para las ciudades en Estados Unidos que ponen en práctica políticas para limitar su colaboración con las autoridades federales de inmigración.

“Los oficiales y agentes del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de EE. UU. son funcionarios federales juramentados que hacen cumplir las leyes de inmigración de EE. UU. Creadas por el Congreso para mantener este país seguro”, indicó Pham.

De las más de 50 personas arrestadas por los agentes, más de 30 fueron liberadas de la custodia policial local con detenciones activas de ICE.

Ocho tenían órdenes de deportación pendientes, ocho fueron previamente removidos o deportados, cinco fueron procesados penalmente, dos eran pandilleros activos y uno era un prófugo extranjero. Todos menos dos de los individuos arrestados tenían antecedentes penales en los EE. UU.

“No pasemos por alto el hecho de que la gran mayoría de las personas detenidas durante esta operación tienen antecedentes penales. Es aterrador que los políticos de la ciudad de Nueva York hayan creado leyes que obligan a las agencias locales de aplicación de la ley a devolver a los delincuentes peligrosos a la comunidad a pesar de la gravedad de sus delitos”, dijo Thomas R. Decker, director de la oficina de campo de ICE en Nueva York.

Todas las personas arrestadas durante la actividad de aplicación de la ley de inmigración permanecerán bajo la custodia de ICE en espera del resultado de sus procedimientos de deportación ante un juez de inmigración.

Por: DL

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba