Salud

Problema de aritmética: Darío Contreras tiene 10 pruebas para 116 pacientes

En el Hospital Darío Contreras los números no cuadran para los que necesitan una prueba de COVID-19 para hacerse una cirugía, regresar a su empleo o cualquier otro motivo. Para las 116 personas que llegaron en la mañana y se inscribieron en una lista, algunas desde las 4:00 de la madrugada, tan solo hay disponibles 30 pruebas.

Pero de esas 30 pruebas diagnósticas hay que reservar 10 para militares y 10 para personal médica, restando solo 10 pruebas para los pacientes regulares.

Desde que Gustavo Montalvo, ministro de la Presidencia y presidente de la Comisión de Alto Nivel de Prevención y Control del Coronavirus, anunció que también se realizaría pruebas de coronavirus en siete centros adicionales del Gran Santo Domingo, decenas de personas acuden desde antes de la puesta del sol para conseguir el diagnóstico.

Los hospitales incorporados fueron el Santo Socorro, Marcelino Vélez, Darío Contreras, Los Girasoles, Ramón de Lara, Central Militar y de la Policía. Igualmente, en San Pedro de Macorís, el Hospital Oliver Pino; en San Cristóbal, los centros Rafael A. Mañón y el Hospital de Villa Altagracia; en Santiago, en el Hospital Estrella Ureña; en Espaillat, en el Toribio Bencosme; y en La Vega, en el Luis Morillo King.

En la región sur se habilitaron el Hospital Taiwán de Azua, y el Alejandro Cabral en San Juan de la Maguana.

Es recurrente escuchar a muchos de los que van temprano en busca de un turno decir que necesitan la prueba para volver a trabajar o para una intervención quirúrgica; necesidades que los obligan a esperar largas horas, a veces debajo del sol.

En su boletín número 137 de este lunes, el ministro de Salud Pública informó que en las últimas 24 horas se realizaron 1,685 pruebas, de las que 874 resultaron positivas. En el mismo período se registraron  cinco nuevos fallecimientos para un acumulado de 1,183 defunciones.

Por: Hoy

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba
Cerrar