Internacionales

Puerto Rico enfrenta virus COVID y una gran sequía

Puerto Rico puede sumar las próximas semanas a las limitaciones impuestas por la pandemia del COVID-19 un posible racionamiento de agua si no llegaran las esperadas lluvias que contribuyan a mejorar el nivel de los embalses de la isla.  La presidenta de la estatal Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), Doriel Pagán, dijo este miércoles a Efe que se está “a la expectativa de lluvia” hasta el viernes en Puerto Rico y que hasta después de esa fecha no se tomará ninguna decisión.  “Hay que esperar”, señaló la ingeniera sobre la hipótesis de un posible racionamiento, una medida de última instancia que nadie desea y que llegaría cuando la isla sufre todavía los efectos de la pandemia del COVID-19, que se traduce en muchas más horas de las familias en las casas.

Comentarios para este artículo

Mostrar más

Otros Artículos