Nacionales

Reacción de Abinader a la disposición de Bukele de «arreglar» a Haití

El presidente de la República, Luis Abinader, vio este lunes  con buenos ojos el hecho de que su par salvadoreño, Nayib Bukele, se haya puesto a la orden para arreglar la grave crisis de violencia que sufre la vecina República de Haití.

«Ojalá que Nayib Bukele forme parte de la misión de rescate de Haití. Sería muy interesante que él participe en la pacificación de Haití», expresó Abinader al ser cuestionado en ese sentido durante LA Semanal con la Prensa, encuentro que cada lunes realiza en el Palacio Nacional.

Bukele insistió en que es posible «aniquilar» a las bandas haitianas si cuenta con el visto bueno de las autoridades haitianas, de la Naciones Unidas (ONU) y que estén cubiertos todos los gastos de la misión.

El mandatario también contestó preguntas respecto a qué va a pasar con el servicio diplomáticos acreditado en Haití, ante esta grave ola de violencia, y dijo que, «somos una de tres embajadas que por razones obvias estamos bajo la misma situación. Tenemos un embajador bastante valiente y comprometido con el servicio público que todavía está allá, que es Faruk Miguel Castillo, y con ello estamos en contacto con todo dominicano que esté en Haití y quiera salir y le vamos a seguir dando las facilidades para una salida humanitaria».

El jefe de Estado aseguró que el gobierno está dando facilidades a los dominicanos y a personal diplomático de otros países que así lo requieran, por lo que asegura estar cumpliendo con su responsabilidad de ayudar a cualquier dominicano que esté en una situación difícil.

Sobre si Estados Unidos debe dar más apoyo al país más pobre de América, el jefe de Estado manifestó que «yo fui recientemente a las Naciones Unidas y allí reiteramos el llamado que nosotros hemos estado haciendo los últimos dos años y medio para que la comunidad internacional atienda a Haití».

Refirió que hacen unas cinco semanas dijo que Haití estaba al borde del abismo y lo que se le dijo a nivel internacional y local fue que estaba exagerando.  «Desgraciadamente las circunstancias y con lo que está pasando, yo creo que nos quedamos cortos», acotó el mandatario.

Planteó que, desde el magnicidio de Jovenel Moïse  (7 de julio de 2021) ha estado advirtiendo a la comunidad internacional, por lo que, ya no puede hacer más. «A mí lo que me toca y es lo que estoy haciendo, es proteger a la República Dominicana. Vamos a tomar las medidas que sean necesarias», reiteró Abinader.

Sostuvo que todos los días se trabaja en el tema de la migración haitiana y que el año pasado se deportaron a más de 250 mil. Asimismo, recordó que más de 120 mil haitianos se marcharon a su país de manera voluntaria.

Fuente: DL

Deja tu comentario

Otros Artículos

Botón volver arriba