Justicia

Transcripción de una de las acusaciones a Miriam Germán leída por el procurador

Menciona lugares, fechas y personas con las que la jueza de la Suprema fue supuestamente fotografiada y grabada

Las acusaciones de las que fue objeto la magistrada Miriam Germán cuando fue cuestionada por el procurador general de la República, Jean Rodríguez, en el marco de las evaluaciones de jueces estuvieron basadas en documentos anónimos.

Fueron tres las cartas leídas por el procurador mientras la jueza era evaluada y que ponen en entredicho la honorabilidad de la magistrada que tiene una trayectoria de 40 años en la Justicia, fue docente de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) por 10 años y también impartió cátedras por dos años en Unibe.

A continuación parte de la transcripción de una de las cartas leídas por el procurador general en la que se la acusa de sostener encuentros ocultos con Víctor Díaz Rúa y con otros relacionados al caso de sobornos Odebrecht.

Transcripción de parte de una de las cartas leídas por el procurador
Sr. PGR ………… Diciembre del 2018

Distinguidos señores, como ciudadanos preocupados por el curso que está tomando nuestro país en el proceso contra la corrupción, y los casos sonoros que involucran a políticos y empresarios, veo con gran inquietud que sean confirmados como jueces personas que, a mi entender, no se han comportado con la ética y la transparencia propia de los jueces de la Suprema Corte de Justicia.

Me refiero a la eventual posibilidad de que la magistrada Miriam Germán se presente nuevamente a repetir en su cargo en la Suprema Corte de Justicia.

Antes de presentar algunos hechos y denuncia, quiero primero recordar que desde mediado del año 2017, justo antes de que fueran apresados los imputados del famoso caso de Odebrecht, circuló en las redes sociales y en algunos medios de comunicación la versión de que la magistrada Miriam Germán Brito sostenía frecuentes reuniones con el imputado Víctor Díaz en su villa de San José de Ocoa.

Posteriormente, la magistrada Miriam Germán reconoció mediante comunicación de fecha 23 de mayo de 2017 que fue publicada en todos los medios que tenía una relación de amistad con Víctor Díaz Rúa y pidió que, en caso de que Odebrecht llegara a la Suprema Corte de Justicia, no sea considerada para ninguna participación como juez de instrucción especial o como miembro del pleno si llegara el caso.

Expresaba la magistrada que esa decisión no tenía marcha atrás y que se consideraba excluida de todo el proceso que dio origen a su comunicación. Que al ser amigos reconocidos esa era la decisión correcta.

A pesar de haberse autoexcluido de forma irrevocable del proceso, posteriormente la magistrada Germán Brito, de manera sorpresiva, viola sus propias palabras y decide presidir y participar en las audiencias de Odebrecht. Y hasta varió la prisión preventiva impuesta por el magistrado Francisco Ortega y puso en libertad a casi todos los imputados por corrupción.

Recordamos que la magistrada Germán en ese juicio, votó disidente pidiendo la libertad por todos los acusados por corrupción, incluyendo la libertad de Víctor Díaz Rúa, pero no lo logró.

En esa audiencia que prometió no participar, y que liberó a una parte de los imputados, la magistrada calificó extemporáneamente de débil el expediente del caso, vertiendo consideraciones propias de un abogado de la defensa de los imputados, lo cual es extraño, pues el expediente había sido depositado dos días antes en el tribunal, pero había sido subido apenas dos horas antes de la audiencia a su oficina, por lo que es realmente imposible que ella pudiera haber leído un expediente de miles de páginas en dos horas y preparar un documento concluyendo que se trataba de un expediente débil.

Esos mismos argumentos, casualmente, fueron utilizados por algunos de los abogados de los imputados como si fuera una estrategia conjunta. Todos esto anterior y con la gravedad del hecho, aquí viene mi denuncia y tenemos más.

Por qué en el caso de corrupción más grande de nuestro país, la magistrada Miriam continúa manteniendo encuentros privados con Víctor Díaz Rúa, y de manera especial, por favor pregúntele si es cierto que el día 5 de febrero del 2018 aproximadamente a las 6:30 pm el señor Fernando Marchena, asistente de Víctor Díaz Rúa, pasó a recogerla en forma clandestina por su casa a bordo de un Toyota Camry Negro, placa A695832.

Pregúntele si en medio de todo este escándalo, se reunió de forma oculta por espacio de dos horas con el imputado Víctor Díaz Rúa en la Torre Mariventus, propiedad de Víctor Díaz, a través una de sus empresas. Nos gustaría saber qué conversaba con el imputado Víctor Díaz para quien pidió libertad en pleno desarrollo del caso más grande de corrupción.

Y si todo eso fuera poco, pregúntele si el 22 de noviembre de 2017, a las 2:00 pm, que si se reunió con el licenciado Santiago Domínguez, íntimo amigo de Víctor Díaz Rúa y abogado del abogado Conrado Pitaluga.

También pregúntele por qué el chofer de la magistrada, señor Paul Ricardo Smith, le lleva documentos al abogado del abogado Conrado Pitaluga, licenciado Santiago Rodríguez, a una oficina ubicada en la calle Juan Sánchez Ramírez, esquina Benito Monción en Gascue.

Honorable magistrado, soy responsable de mi denuncia y para el caso de que la magistrada Germán decida negarse, aquí le remito fotos y videos de esos reuniones para usted se las muestre a ella y al país, las cuales fueron tomadas en las vías y espacios públicos en el ejercicio de mis derechos como ciudadano…

Comentarios para este artículo

Otros Artículos

Botón volver arriba