Estados Unidos

Gobierno de EEUU ve muy peligrosa la insinuación de Trump de que Biden lo quería muerto

Trump sugirió que Biden quería su muerte, pero el FBI y Garland niegan tales afirmaciones

El Fiscal General de Estados Unidos, Merrick Garland, calificó este jueves de «falsa» y «extremadamente peligrosa» la acusación del expresidente Donald Trump (2017-2021) de que el Departamento de Justicia autorizó «fuerza letal» contra él en la redada a su mansión de Mar-a-Lago (Florida).

«Esa alegación es falsa y extremadamente peligrosa», indicó en una conferencia de prensa.

Este martes, el exmandatario republicano sugirió en un correo de recaudación de fondos que el lenguaje utilizado en la orden de registro implicaba que el actual presidente, Joe Biden, quería que agentes armados acabaran con él.

En su red social, Truth Social, apuntó que «el Departamento de Justicia de Joe Biden autorizó al FBI a que usara fuerza letal» contra él.

Su campaña incidió en esa línea al añadir en otro correo eletrónica que «autorizar el uso de ‘fuerza letal’ contra un expresidente de Estados Unidos (y principal rival político del partido en el poder) lleva el uso de la ley como brazo armado, por parte de la Administración de Biden, a un nivel completamente nuevo».

«Las consecuencias de la negligencia corrupta y el enfermizo deseo de venganza de la Administración de Biden podrían haber resultado catastróficas. Que no quede ninguna duda: el corrupto Joe Biden es la mayor amenaza contra la democracia y las otras están bien lejos», decía ese mensaje.

La orden a la que hacían mención apuntaba que los agentes pueden recurrir a la fuerza letal cuando haya un sujeto que represente un peligro inminente de muerte o de lesión física grave a un oficial u otra persona.

El propio FBI salió al paso de esas acusaciones asegurando que se siguió el «protocolo estándar» en ese registro, como se hace en todas las órdenes similares, así como que «nadie ordenó que se tomaran medidas adicionales y no hubo ninguna desviación de la norma al respecto».

La mansión de Florida del expresidente y precandidato republicano a la Presidencia para las elecciones de noviembre fue registrada en verano en el marco del caso penal abierto en su contra por haberse llevado de la Casa Blanca documentos clasificados al abandonar el poder.

El pasado 7 de mayo, la jueza Aileen Cannon aplazó indefinidamente la fecha de ese juicio a la espera de la resolución de litigios previos, lo que hace muy improbable que el proceso tenga lugar antes de las elecciones de noviembre.

La residencia de Joe Biden en Delaware fue objeto de un registro similar por parte del FBI el año pasado dentro de una investigación sobre el supuesto uso inadecuado de documentos clasificados.

Fuente: EFE

Deja tu comentario

Otros Artículos

Botón volver arriba